domingo, junio 18, 2006

eFindex, un repaso a la Red participativa

Vuelvo de eFindex, las jornadas organizadas por LasIdeas.es y la Fundación Ciudadanía de Extremadura con la satisfacción de haber compartido un par de días con gente participativa, comprometida, activistas sociales sin dogmatismos y a la procura de una ética civil tan necesaria y que siempre será poca.
Más o menos veteranos y gente joven con una gran proyección, las ideas claras y una preparación tecnológica muy apropiada para los desafíos de la comunicación y la actividad social futura.
De las sesiones a las que he podido asistir o tengo referencia directa destaco la realizada sobre blogs y política, en la que Juan Freire echó mano de su preparación de la última semana y del debate que hemos mantenido para lanzar propuestas y dibujar opciones de futuro.
Antes John McTernan, uno de los spin doctors de Tony Blair y sucesor de Alastair Campbell, había hablado sobre las nuevas estrategias de comunicación política. Uno de los mayores manipuladores de la política británica, célebre por escribir artículos con fuerte carga estratégica para periódicos afines, explicó como llegar a los votantes con ideas frescas y mucha provocación. Véase Dave, el camaleón como ejemplo.
Entre las sesiones más atractivas, el encuentro de varias redes sociales que explicaron sus objetivos, quiénes son sus participantes y cómo funcionan. Destacaron, sin duda, las dos menos políticas. Atina Chile, presentada por el hiperactivo Daniel Vásquez y donde mis amigos chilenos hace tiempo que publican algunos artículos de este blog. Atina es un ejemplo de cómo integrar a gente con orígenes, ideas y actividades diferentes, y a veces contrapuestas, por algunos objetivos cívicos que pueden ser compartidos por muchos.
Para sorpresas, Mundo al revés, una magnífica iniciativa boliviana basada en la comunidad, la participación y las ganas de conocer y compartir. Estimulante ejemplo desde Bolivia presentado por un jovencísimo y muy interesante Sebastián Molina.

Fin con una mesa sobre periodismo y blogs en la que participo con Sonia Blanco, Fernando Jáuregui, Manel Gozalbo, José Antonio Martínez Soler y el moderador Jesús Clavijo. Ideas sugerentes pero también más de lo mismo, endogamia, mucho marketing y escasa exploración de pistas imprescindibles para avanzar.
Algunas ideas para discutir:
1. Ni todos los blogs son periodismo ni falta que hace. Existen muchos blogs que son sobre todo comunicación interpersonal potenciada en red y cada día me interesan más los que intentan ser gestores/socializadores de conocimiento.
2. Cuando los blogueros hacen información deben tener los mismos derechos y obligaciones que los periodistas, que no deben ser más que los de cualquier ciudadano. Los derechos y obligaciones del periodismo no deben depender de un estatus o carné, sino de la actividad informativa. Y todo el mundo tiene derecho a la información: para informarse y para informar.
Y, por supuesto, las opiniones son libres y menos responsables que la información, obligada a la veracidad, más allá del enfoque y punto de vista.
3. La mayoría de los blogs sobre actualidad o periodismo son opinión. Es consustancial al blog, cuyo origen esta en la crisis de la objetividad y el imperio de la subjetividad. Se parecen mucho más a los géneros periodísticos de opinión que a los de información. La información normalmente hay que buscarla en otras fuentes.
4. El periodismo ciudadano es más interesante cuando los autores son testigos directos de los hechos.
5. En el Periodismo 3.0 es esencial el activismo social, se informa para influir en la realidad. No es nuevo, el viejo periodismo político también lo hacía y más recientemente el periodismo cívico. Internet permite hacerlo a mucha más gente, con herramientas más potentes, mayor acceso a las fuentes, posibilidad de mejorar el contenido en red (open source journalism) y una capacidad de difusión impresionante.
6. El asalto de los ciudadanos a la información y la opinión rompe la autoridad de los medios, los periodistas y la comunicación normativizada. Democratiza el periodismo, lo vigila y corrige pero también abre nuevas posibilidades a la manipulación.
7. La crisis de la mediación abre un infinito de participación exigente y enriquecedor para la mejora del periodismo.
8. La mejora de la información participativa o de fuente abierta exige avanzar en el trabajo y la colaboración en red. Lo que no puedes hacer solo es posible entre varios.
9. El periodismo 3.0 y participativo mejorará con la creación de medios de negocio abierto y otros nuevos modelos de medios con recursos informativos sostenibles. El objetivo es que los periodistas puedan organizarse en nuevas redacciones descentralizadas, distribuidas, más abiertas y colaborativas, con el desarrollo de nuevos modelos de negocio menos orientados a la rentabilidad de los accionistas y más a la mejora de los recursos humanos y tecnológicos para la producción de información de calidad.
10. Los blogs periodísticos o con voluntad informativa pueden ser subjetivos pero deben ser sinceros, abrir sus fuentes a los lectores con el hipertexto y la cita, y promover la discusión más que ser nuevos orates sustitutos de los viejos podios de la escasez de medios y los propietarios de imprentas o licencias audiovisuales.

En eFindex, Las Ideas y el blog de Pau Llop encontrarás resúmenes y opiniones sobre todo lo abordado en las jornadas.

14 comentarios:

  1. Un placer haberte conocido en persona. Tomo el decálogo que nos dejas en este post y prometo que será motivo de debate en mi blog. Un saludo y muchas gracias por enseñar lo que sabes.

    ResponderEliminar
  2. Saludos y enhorabuena por su participación en e-findex.

    Me gustaría lanzarle una pregunta, en relación con el punto 3 :"La mayoría de los blogs sobre actualidad o periodismo son opinión". Evidentemente, creo que esto es así. Para distinguir entre periodismo y opinión, ¿no cree que habría que tener un poco más de cuidado para llamar a las cosas por su nombre correcto? Por ejemplo, hay muchos blogs que se llaman "periódicos" cuando en realidad no lo son (creo que un periódico es básicamente INFORMACIÓN, además de OPINIÓN). Es cierto que este ejercicio puedes ser un poco peligroso, porque si extendemos nuestra pretensión de llamar a las cosas por su nombre también a la prensa escrita ... ¿Con cuántos periódicos de verdad nos quedaríamos?

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Un placer volver a verte y mucho más en esta ocasión en que hemos compartido mesa.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Gracias a ti por compartir con todos nosotros tus ideas. Tienes un blog enorme, pero en persona eres aún más grande.

    Abrazos

    ResponderEliminar
  5. Chisco, siempre es bueno llamar a las cosas por su nombre. El periodismo es información y opinión. El periodismo son noticias pero también análisis e interpretación.
    Un problema de los medios es su tendencia a la opinión en detrimento de la información. No es un problema de los blogs, subjetivos por naturaleza. En mi opinión los medios periodísticos tienen que hacer más esfuerzos informativos. Los blogs que quieran hacer periodismo, también. Y de ahí la necesidad de desarrollar nuevas formas de trabajo en red, redacciones distribuidas y participativas y nuevos modelos de negocio.
    Los blogs que no intentan hacer periodismo son otra cosa. Ahí creo que la facilidad y libertad de publicar la propia opinión,compartir conocimientos, intereses e ideas es lo más valioso. Y para eso no hay ataduras informativas.

    ResponderEliminar
  6. La objetividad es un concepto que estimo es casi inexistente y lo digo como periodista. Desde el momento que escogemos un tema para realizar un post, estamos actuando bajo el manteo de la subjetividad.
    En su esencia, no sólo no la encontramos en los blogs, sino que tampoco en los medios tradicionales.
    Un saludo y que envidia no haber podido participarne ese importante evento.

    ResponderEliminar
  7. @ jaime peña

    "La objetividad es un concepto que estimo es casi inexistente y lo digo como periodista. Desde el momento que escogemos un tema para realizar un post, estamos actuando bajo el manteo de la subjetividad."

    Eso es FALSO. La OBJETIVIDAD SI EXISTE, otra cosa es que nunca se consiga al 100%, es evidente, pero esa ha de ser la guía a la hora de INFORMAR. Por desgracia, al ser una premisa asumida por gran parte de la profesión periodística española, los CONTENIDOS generados por los 'profesionales' en los últimos años cada vez son menos informativos y más opinativos, de ahí el DESCREDITO


    "En su esencia, no sólo no la encontramos en los blogs, sino que tampoco en los medios tradicionales."

    No en todas las bitácoras, oiga. Aquellas bitácoras mantenidas por personas procedentes de CARRERAS DE CIENCIAS suelen ser mucho más ESCRUPULOSAS a la hora de separar información de opinión. En su mezcolanza en un mismo párrafo o frase está el ERROR.

    Pues eso, que continúen así los periodistas "profesionales" españoles, se están labrando día a día, con su pésimo malhacer, un futuro cada vez más negro. Visto lo visto estos años, y las consecuencias de su manipulación de la información, muchos no lo lamentaremos.

    Eso sí, aquellos pocos periodistas que apuesten de verdad por el RIGOR serán tenidos en cuenta en la red. Los otros, al confundirse con los demás en sus prácticas, no sobresaldrán del "ruido periodístico" presente en la red.

    ResponderEliminar
  8. Por cierto, no confundamos OBJETIVIDAD con la EQUIDISTANCIA, mal que afecta a la profesión. En realidad, el origen de los males del periodismo español, o uno de ellos, es la CARENCIA de VALORES ETICOS, al considerar que todo es RELATIVO.

    Algunas de las historias que Juan Pedro Quiñonero narra en su libro "Retrato del artista en el destierro" sobre escritores y periodistas españoles son muy reveladoras de la degradación ética/moral de tantos de ellos. Libro, de lectura extremadamente aconsejable a los demás profesionales del gremio.

    Una de las historias, la que versa sobre Moncho Alpuente, tan querido por la "progresía", es SANGRANTE. Vamos, como para merecer el DESPRECIO PUBLICO. A alguien así, de ser yo el responsable de una empresa, sea la que sea, no le contrataría NUNCA. Seguro que muchos la conocen, y han preferido callarla, por ser "de los nuestros" (PRISA y compañía).

    Dejando de lado las historias que cuenta, su prosa está muy por encima del resto de periodistas españoles, que tanto maltratan el idioma, en especial los más jóvenes.

    En fin, ES LO QUE HAY.

    ResponderEliminar
  9. Más.

    Alejandro Polanco, en su anotación sobre la Resonancia de Schumann (fenómeno físico de la ionesfera) y Miquel en los comentarios, es otra lectura que aconsejo a los lectores de la bitácora de Juan.

    No sólo es el periodismo, básicamente son las carreras de letras impartidas en España. Mal ancestral, pero mal a combatir y denunciar siempre. Por cierto, la Cultura tiene dos vertientes, la procedente de las letras y la que tiene su origen en las ciencias. Es mucho más frecuente encontrar a personas con una buena base en las dos entre aquellos que inicialmente se formaron en la ciencia, en la ingeniería/técnica. Sin embargo en España, muchos "intelectuales" incluso presumen de su analfabetismo tecnológico, en vez de avergonzarse de ello.

    Ahora la red permite a tales personas, con mejor preparación, dejar en evidencia a tantos periodistas, tan escasamente formados ¿qué enseñan en las Facultades de periodismo? y menos, mucho menos, leídos. Las empresas es lo que demandan: escribanos sumisos a sus dictados, serviles y dúctiles.

    ResponderEliminar
  10. No entiendo por qué se quiere contraponer si son o no son los blogs periodismo: a veces son solo fuente, a veces producen contenido y a veces lo referencian.

    Los que quieren hacer periodismo por más libertad que se tenga requieren de un mínimo de rigor.

    Lo malo es cuando se pone todo bajo una sola canasta y se mezcla con juicios de valor.

    ResponderEliminar
  11. Muy buena tu intervención y el comentario. Creo que estas jornadas han sido excelentes

    ResponderEliminar
  12. Aconsejo la lectura:

    Periodista Digital: El estado de la nación... periodística, por Juan C. Osta

    "Juan C. Osta (Periodista Digital).- La primera preocupación de los periodistas es la precariedad laboral. Dentro de la profesión preocupa más la situación laboral que la credibilidad y la consideración social de su trabajo. Quizá por eso, el aprecio al periodista ha caído de forma dramática en España. En la escala de estima popular, estamos tan bajos o más que los políticos y las culpas no son ajenas. Echen un vistazo a lo que escriben y dicen o mejor a lo que ni escriben ni dicen algunos sobre el hostigamiento al PP en Cataluña, por ejemplo, y entenderán mejor el desplome del periodismo en los sondeos.

    A pocos observadores atentos se les escapará que el periodismo atraviesa en España uno de los momentos más críticos de su historia reciente. La lista de males no es corta: quiebra de la deontología profesional; manipulación de la información para someterla a intereses espurios; falta de transparencia de muchos medios sobre su estructura o su ideario y fragilidad laboral de amplios sectores profesionales. Todo ello ha cristalizado en una preocupante indefensión de los ciudadanos ante los abusos de algunos medios. Unos abusos que, en demasiadas ocasiones, derivan llana y simplemente en corrupción."

    ¿Se ha hablado de ello en las jornadas? Si la respuesta es negativa, esa será la valoración recibida, digo.

    "No hay peor ciego que el que no quiere ver" dicen.

    ResponderEliminar
  13. Por fín se puede ver comentarios válidos para los blogs.
    Es un buen artículo

    ResponderEliminar