Monday, September 04, 2006

Votante del PP

"¿Por que iba a ayudar a los extremistas radicales musulmanes? ¿Por qué iba a querer perjudicar al PP, el partido en el Gobierno, cuando es sabido que yo siempre les he votado desde que soy mayor de edad? Yo estaba de acuerdo con el envío de tropas militares españolas a Irak. Jamás participaría en ningún tipo de acción que perjudicara al PP".

Pedro J. Ramírez ha encontrado en la confesión de José Emilio Suárez Trashorras, el presunto traficante de explosivos del 11-M, la prueba definitiva de su mistificación del golpe del 14-M.
Ese golpe de estado contado por un esquizofrénico es la viva representación de aquellas viejas y sabias palabras de Shakespeare en Macbeth: "Life is a tale told by and idiot, full of sound and fury" (la vida es un cuento contado por un idiota, lleno de ruido y furia).
En su drama sobre el poder, la envidia y la ambición, Macbeth acaba: "y no significa nada".
La mistificación del golpe de estado, tampoco.
El director de El Mundo entrevista a un implicado en 192 asesinatos y titula a cinco columnas su periódico para abrir una serie de la ignominia.
El Mundo revisa la historia reciente en contra de cualquier memoria para justificar a un asesino como revisa la más antigua para justificar a aquel otro que gobernó dictatorialmente durante 40 años.
Pero se hace por un bien mayor.
"Trashorras tiene derecho a ser escuchado y no sólo por el juez, sino por el conjunto de una opinión pública a la que desde el día de su detención se le dio por hecho que, de forma deliberada y consciente, él había suministrado a los islamistas los más de 200 kilos de Goma 2 (...). Anhelaba poder hacerlo ante la Comisión del 11-M, pero no le dieron ni la oportunidad (...). Ahora ha decidido contar su versión a través de nuestro periódico y yo les pido que la lean con atención y la pongan en contraste con las acusaciones que pesan contra él y con los demás elementos de juicio que EL MUNDO ha venido desvelando".
Pedro J. Ramírez reivindica el deber del periodismo. Sacar a la luz los testimonios, los datos, las versiones, para que el público juzgue.
Ecce homo, Pedro. "He aquí al hombre", dice el director de El Mundo, metamorfosis de Pilatos, no la visión desmitificadora de Nietzsche.
He aquí el colofón "del más enorme esfuerzo de investigación y encuesta sobre un solo hecho nunca realizado".
Trashorras el asesino en portada. Franco el asesino en coleccionable tras su reinvención demoscópica. Mistificaciones de la historia y la realidad.
José Emilio Suárez Trashorras es un "buen chico", "no es una atracción de feria" y nos ofrece su "desnuda síntesis de su tremenda interpretación de lo sucedido", pero "lo esencial no es quién sea el narrador, sino cuál es la trascendencia y fiabilidad del relato", nos advierte el director de El Mundo.
"Trashorras no es ningún mentecato. Su enfermedad -la esquizofrenia- podrá haberle hecho perder el equilibrio en momentos críticos, pero su relato revela una mente lógica y una capacidad especialmente articulada para contestar al detalle con el detalle".
"Mi veredicto dista mucho de ser aún definitivo. Mírenle a la cara, léanlo todo y díganme después qué opinan". Pedro J. Ramírez, hemos leído y ya tenemos opinión.
El coraje y la valentía con la que una vez se investigó la trama negra del GAL no tiene nada que ver con lo que estos días se ofrece en serie y el relato conspirativo de los últimos dos años.
En aquella ocasión, posiciones políticas aparte, un gobierno aceptó la guerra sucia para acabar con ETA. Entre la basura muchos hundieron manos codiciosas para mantener lo insoportable y para ahogar su conciencia con riqueza.
En esta ocasión, la imprevisión y los errores policiales (bajo un gobierno del PP) no pudieron evitar la mayor matanza terrorista de la historia de España. Errores en la investigación puede haber muchos. La pasión por descubrirlos y la presión para que todo lo que tenga que saberse salga a la luz es legítima.
Lo que no es legítimo es la invención de una historia antes de tener todas las pruebas. Pedro J. Ramírez se queja a menudo de las invenciones políticas, de los mitos nacionalistas a las conspiraciones de los incendiarios de montes.
¿Y tu historia, Pedro?
Golpe de Estado. El guión está escrito desde hace mucho tiempo. Si El Mundo entregase el vídeo de Aznar acabaríamos antes.
Mariano Rajoy lo tiene complicado para salir de la caverna, si es que de verdad quiere, pese a los intentos de ABC.

Más en
Escolar | Un buen chico
Guerra Eterna | El abogado de oficio de los terroristas
Martínez Soler | Un presidiario con cara de santo

12 comments:

  1. Cuando hables de Trashorras recuerda poner delante "presunto", pues no está condenado.

    Si esperamos a que los agujeros de la investigación las hagan otros, no nos enteramos de los GAL.

    Un abrazo

    ReplyDelete
  2. Este tema ha generado una larguísima cascada de comentarios en el sitio de Escolar, señalado arriba, durante todo el domingo. Los aficionados a la teoría conspirativa y la crispación contra policías, jueces y sistema están -siguen- encantados. Pero, por muy "presunto" que sea un elemento de un crimen tan salvaje y real, las víctimas, sus familiares y la sociedad no se merecen esta frívola feria propagandística, pornográfica, por entregas y con póster, para fans del anterior Gobierno del PP. Gobierno que, recordemos, gobernaba antes, durante y después de que este presunto cometiera todas sus presuntas fechorías. O quizás es que aquel Gobierno de Aznar, Acebes, Astarloa, etc. era, en ésta y en muchas materias, sólo y nada más que un Gobierno Presunto.

    ReplyDelete
  3. Andrés tiene razón. Corrijo y pongo presunto.
    De la diferencia entre los GAL y esta trama, mi posición está clara. Ojalá me equivoque, por todos los que leen y creen a El Mundo. No me importaría nada admitir semejante error.

    ReplyDelete
  4. ¡Enhorabuena, Juan!. Me alegro de ver que tu también has entrado al trapo.
    "Hay circunstancias -decía don Miguel de Unamumo- en las que callarse es mentir".
    Te leo y te sigo desde la salida del Sol...
    No estamos solos contra la ignoracia y la injusticia.
    Un abrazo
    JAMS

    ReplyDelete
  5. Sí, queridos niños, desde el Mundo de la fantasía, os ofrecemos la serie de presuntas entrevistas dirigidas por un presunto periodista a un presunto delincuente que operaba en época de un presunto Gobierno? ¡Compren sus tickets y disfruten en el tren de las conjeturas vomitivas!

    ReplyDelete
  6. Ya que a Juan tanto le gustan las citas de Shakespeare podía haber elegido la de algo huele a podrido en... España:

    - Una sospechosa con el teléfono del jefe de los TEDAX

    - Varios implicados son confidentes de la policía

    - Un "suicida" que se protege con una mesa de la explosión con la que ¿quiere matarse?

    - Pruebas adulteradas

    Y un largo etcétera cuya guinda son PRESUNTOS PERIODISTAS QUE NO QUIERES SABER LA VERDAD.

    Coase

    ReplyDelete
  7. ¿Y tú historia, Pedro?

    MEEEC! :P

    Por favor, corrígelo, es

    ¿Y tu historia, Pedro?

    ReplyDelete
  8. Supongo que lees el primer feed. Está corregido desde entonces. Gracias por el aviso en todo caso.

    ReplyDelete
  9. Estoo... y el Egin por que lo habían cerrado?

    ReplyDelete
  10. Me parece arriesgada la postura de Juan. Efectivamente, cuando comnenzó a desenrrañarse el GAL y aparecían los primeros nombres de políticos socialistas, se hablaba de Pedro José en el mismo tono. Yo, como dice Rodríguez Ibarra, que se investiguie todo hasta las últimas cosnecuencias. Y si Pedro José utiliza un medio para tergiversar deliberadamente la historia y la Historia, que no vuelva a ejercer el periodismo jamás, después de pasar por la cárcel. Pero que se aclaren todas las dudas porque, además, ¿qué miedo hay a arrojar luz sobre tantas incógnitas cuando quien tenía la responsabilidad de gobernar era el PP?

    ReplyDelete
  11. La suma de conjeturas lanzadas por El Mundo, COPE, Libertad Digital,... ofrece una historia de lo más delirante. El PSOE, junto a ETA y a determinados "elementos policiales" planificaron un atentado. El objetivo era que todos pensaran que lo habían realizado islamistas radicales por la participación española en el conflicto de Irak. De esa forma se desbancaría al PP en las elecciones del 14-M.

    En fin, el que se vale de los medios para decir semejantes barbaridades no debería ir a la cárcel, sino más bien a un psiquiátrico.

    ReplyDelete