Monday, February 12, 2007

De Juana, la crisis evitable

El Tribunal Supremo enmienda a la Audiencia Nacional y reduce de 12 años y siete meses a tres años la pena impuesta al etarra Iñaki de Juana Chaos, en huelga de hambre con grave riesgo para su vida, por un delito de amenazas terroristas.
De Juana no será excarcelado de inmediato.
La decisión del Supremo convierte en absurda toda la polémica, la crispación y el ruido mediático creado con la condena impuesta a un terrorista para que no saliera de la cárcel. Dos artículos de prensa le condujeron a una rigurosa condena por amenazas impuesta para enmendar el repudio surgido por su libertad gracias a beneficios penitenciarios.
Cuando la crisis por la politización de la justicia está en su momento más álgido con el nombramiento de un nuevo ministro de Justicia protestado con saña por el PP, la sentencia será una nueva arma de unos contra otros que daña a la democracia y a las instituciones
Unos dirán que los jueces están dominados por el gobierno. Los otros que se hace justicia. Habrá quien recelará de la oscilación salomónica de la judicatura tras la recusación de Pérez Tremps en el Constitucional.
Unas decisiones para un lado, otras para el otro. Justicia politizada y judicialización de la política, constante desde hace unos años.
La justicia ya no es ciega en España. Ve, y a menudo ve sesgado. La desconfianza de los ciudadanos aumenta tanto por las sentencias y decisiones más polémicas como por los retrasos y la ineficacia cotidianas.
La crisis De Juana -su huelga de hambre y el enfrentamiento político- se hubiera evitado si el Supremo hubiera sido más rápido en dirimir el recurso del reo. Posiblemente si los criterios judiciales fueran más firmes y la presión mediática y política no alterase la letra de la ley, la condena por amenazas al etarra hubiera sido menos rigurosa, sin aplicación directa por otro delito de la doctrina Parot.
La democracia vuelve a enredarse en la lucha contra el terrorismo. Pierde cada vez que los políticos abren dudas sobre la ley. Pierde cada vez que la diferencia moral entre quienes dialogan y los asesinos se estrecha por el fango de las sospechas.
Sólo se recupera un poco porque el Tribunal Supremo ha vuelto a entender que la justicia democrática no es verdugo de nadie. La justicia y la democracia no se vengan, sólo juzgan con arreglo a la ley.

P21 | De Juana Chaos, la justicia y la muerte

9 comments:

  1. Muy bien dicho, Juan. Esta sentencia pone sentido común entre tanta demagogia barata y partidista. Y por cierto, a mi De Juana me importa bastante poco, es un asesino, pero la justicia no es venganza, y, como su nombre indica, ha de ser justa por encima de todo.

    ReplyDelete
  2. ¿Tres años por dos artículos periodísticos pasan a ser algo razonable?

    ReplyDelete
  3. Buff, casi se rompe el Estado de Derecho. Y casi se destruye la buena fe. Pero todo queda a salvo en el último minuto, como en las películas. ¡Árbitro justo!

    ReplyDelete
  4. De Juana pagó -en teoría, porque un asesino no debería pegarse en prisión menos de un año por cada asesinato- por la condena que se le impuso. Vale que se benefició en demasía de los beneficios penales, pero eso no justifica que de repente se cambien las reglas del juego con él.

    Eso sí, la sentencia ha sido una especie de contraprestación por la anterior pena conmutada y me alegro de que continúe en prisión. Cualquier persona que robe la vida de otro debería de pegarse la vida entre rejas. Teóricamente, De Juana debería estas en su casa.

    Un saludo

    ReplyDelete
  5. Vamos a ver Juan. No entiendo muy bien si lo que tratas de decir es que la politización de la justicia y la judicializacion de la pólitica están ahi, pero que están ahi por los políticos. Que entiendes que los jueces están al margen y lo han demostrado con esta sentencia. Es muy fácil decir que todos son iguales, que todos hacen lo mismo: tu me votas yo te doy trabajo.
    No creo que esta sentencia haya servido como ejemplo de independencia jurídica. Es cierto que los jueces estan para hacer cumplir las leyes, pero esta vez no las han cumplido. Hay que basarse en hechos similares, en sentencias similares para saber de que pie cojean. Iñaki Bilbao, condenado a 2 años por amenazas explícitas muchísimo más graves. De Juana, condenado a 3 años de cárcel por unas más que veladas amenazas.
    Esta claro que le estan castigando, como alguien muy bien ha dicho, por los 25 asesinatos. Si cumpliese la pena máxima y no 18 años no pasaría esto (recuerdo que fue condenado a 3000 años de cárcel). Y el hecho de que la gran mayoría de la gente nos alegremos de cada día de condena que se le aplica a este reo no justifica que se esten haciendo bien las cosas. Esto no es ético bajo ningún concpeto, el fin no justifica los medios en este caso. Iba a decir que esta condena es ilegal, pero eso lo deciden ellos, asi que es totalmente legal.
    Bajo mi punto de vista los jueces "progresistas" tienen las de perder ya que a parte de estar en minoría, su condición de progresistas les hace menos capaces de cometer recusaciones al margen de la legalidad.
    Me parece tristísimo que digas que la polémica de la politización de la justicia está en auje ahora con el nuevo nombramiento del ministro de justicia. Eso es lo que pretenden hacer ver alguna gente del PP(espero que no todos). Vamos a ver, el nombramiento de un ministro, sea de justicia o sea de sanidad, es extrictamente pólitico. Y eso no quiere decir que se esté politizando la justicia por Dios.
    Parecer que no estás del lado de nadie y hacer como que planteas lo hechos simplemente como son no hace que tengas más credito periodístico que cualquier periodista de los que en este foro tachais de partidistas y sumisos al editorial.
    Perdonad por mi mala práctica al escribir y posibles faltas ortográficas.

    ReplyDelete
  6. La justicia no está al margen. Por eso digo que ve y lo hace sesgado. Primero por la condena exagerada para compensar la anterior impuesta por los asesinatos, después por la decisión de la Audiencia y ahora el Supremo rebaja la pena con la condena necesaria para pasar la decisión al gobierno.
    El anterior ministro de Justicia dijo que De Juana no saldría de la cárcel como fuera acogiéndose a beneficios a los que tenía derecho según la legislación anterior. Desde ahí, despropósito tras despropósito. Triste, efectivamente.

    ReplyDelete
  7. Guste o no guste De Chaos cumplio su condena con las leyes anteriores a la reforma que propuso ZP que hoy en día sirven para que los terroristas cumplan sus penas íntegras. Guste o no guste De chaos ya ha cumplido con la justicia por esos 25 asesinatos. Por eso, ahora lo único valorable es si por escribir articulos proterroristas en un medio de comunicación, la condena puede ser de 12 o de 3 años. Y la justicia a decidido que es de 3. No hay mas que valorar... Que usar esto para remover conciencias mal informadas para conseguir adeptos a tu causa, haga de esto un problema nacional ya es responsabilidad de otros.
    Prefiero que un asesino cumpla lo que le quede de condena en su casa, que sentir que el estado de derecho no hace las cosas bien y sus actos estan en función de sentimientos de venganza, culpa o revanchismo.

    ReplyDelete
  8. Lo que me preocupa es que en otras cuestiones sí se cambian las reglas del juego, pero ahora no se haga. La ley debe aproximarse a la moralidad. Si la ley permite que un psicópata salga de la cárcel, ¿para qué sirve el Estado de Derecho? La letra mata. Y tanto.

    Un saludo.

    ReplyDelete
  9. El grupo de sabios pide dos cambios legislativos importantes en la propiedad intelectual. Mantener una "ventana de oportunidad", el derecho a digitalizar el material huérfano y hacerlo accesible cuando los propietarios no lo explotan privada o colectivamente. Y modificar el Convenio de Berna para evitar más obras públicas en el futuro. La solución está en un


    bandar togel online indonesia

    ReplyDelete