Wednesday, September 23, 2009

Los diarios no son para el verano

Batacazo de la difusión de los diarios en verano, tanto de papel como digitales. ¿A alguien le gustan los suplementos veraniegos? Parece que no.
La crisis de la prensa no descansa en verano. Los periódicos ya pueden tirar los suplementos veraniegos a la papelera o reinventarlos. Con la excepción algún diario local y la letanía de fiestas populares, leer periódicos es contraproducente para el descanso. Los grandes diarios han perdido ejemplares de difusión como pocas veces este verano. Una tendencia de la que tampoco se salvan las webs informativas, que han perdido más usuarios únicos que los diarios compradores, según los datos de la OJD.
Pocas veces han sido tan malos los suplementos veraniegos -siempre horribles- como estos meses pasados. Y los diarios lo han notado, ¡vaya si lo han notado! Sólo Público crece en verano, quizá por una fórmula más atractiva con el suplemento Libre o porque todavía no ha cansado a sus lectores.
El resto de la oferta de verano de los grandes diarios es aburrida, con una fórmula repetida hasta el hastío. Muchos rayan en el absurdo de pensar que los lectores están descerebrados bajo el ferragosto y otros te abrasan con una saturación de opinión en teoría fresca y graciosa que amojama al más fresco.
Resultado: hundimiento de la difusión.
El líder El País bajó en julio a 357.000 ejemplares y no llegó a 375.000 en agosto, una caída de alrededor del 2% que llega hasta el 9% si nos fijamos sólo en la venta al número. El diario de Prisa acumula una pérdida de difusión de 9% sobre 2008, un año ya malo.
El Mundo tampoco se salva. En julio perdió casi un 7% y bajó de 265.000 ejemplares de difusión. En agosto, 274.100 con una caída del 3%. Y en venta al número un batacazo de más del 10% en julio y del 7% en agosto. Pierde casi un 7% de difusión en 2009.
El descenso es muy superior para La Razón, de un 17% en la venta en quioscos de agosto, menos de 75.000 ejemplares aumentados hasta 111.000 con suscripciones y venta en bloque. Resultado una caída en el año de más del 16%.
Entre los diarios de Madrid se salva a medias ABC, que cayó en los quioscos hasta 130.000 ejemplares en agosto (-4%), pero mantiene una difusión anual superior en un 2,6% a 2008, con una media de 258.000 ejemplares.
Público, quizá el único diario con una oferta algo alternativa en su enfoque del verano creció los dos meses de verano tanto en venta al número como en difusión total. Supera en un 2% su difusión del año pasado y roza los 70.000 ejemplares.
En Barcelona sigue la sangría de El Periódico, que pierde en verano más un 4% de su difusión y un 11%, hasta una media de 135.400 ejemplares en lo que va de año. La Vanguardia se mantiene estable en los 201.000 ejemplares y una caída interanual del 0,4%.

Para Soitu.es

2 comments:

  1. Lo sorprendente es que la gente en verano sea tan vaga de, ya no ir hasta el quiosco más cercano; si no hacer un par de clicks para enterarse de las noticias que queramos o no, afectan a todos.

    ReplyDelete
  2. Pues es una lástima que los diarios no se den cuenta de las ganas que tenemos muchos de leer reportajes interesantes, rompedores, diferentes... Y el verano es la época ideal para sacarle tiempo a la lectura... Pero como parecen partir de la base de que verano es igual a modorra infinita, pues prefieren empaquetarnos cuatro malos cuentos en cinco páginas...

    ReplyDelete