jueves, octubre 22, 2009

Los libros vuelven a ser claves en Prisa

La guerra del fútbol se ceba en las cuentas de Prisa, cuyos beneficios han descendido un 77,5% en los primeros nueve meses del año. La nueva oferta de fútbol televisado en manos de Mediapro hunde las cuentas de Digital Plus. La deuda del grupo se mantiene cercana a los cinco mil millones de euros y sólo los libros y el negocio educativo de Santillana resisten la caída de ingresos.
Los libros y la educación vuelven a ser claves para Prisa. Igual que en otros grupos como Pearson (Financial Times, The Economist) o The Washington Post, la resistencia del negocio educativo y las ventas de libros sostienen las cuentas maltratadas por la crisis de la prensa. Los ingresos de los libros de texto, durante muchos años los cimientos financieros de la familia Polanco, vuelven a ser un factor esencial para el grupo, que ha vendido un 25% de su capital al fondo DLJ South American Partners por 247 millones de euros ante la imposibilidad de encontrar socios para Digital Plus.
Los libros de texto ingresaron casi 494 millones en los nueve primeros meses del año con un margen de explotación de 171,37 millones. Venezuela, donde aumentan un 138% las ventas, Argentina (30%), Chile (24%) y España (4,5%) son los países que impulsan un negocio educativo que aumenta hasta representar el 20% de los ingresos del grupo, sólo por detrás de la televisión (55%).
La otra cara de la moneda es la televisión. Además de ser culpable principal de la gigantesca deuda que agobia a Prisa, Digital Plus pierde 2,3 euros de ingreso mensual por abonado respecto al año pasado por la caída de la contratación de partidos de fútbol.
A pesar de alcanzar un acuerdo con Mediapro para ofrecer la Liga, Digital Plus sólo consiguió 39,3 euros por abonado y mes en el tercer trimestre y la mayor caída se produjo en el pay per view. Un descenso de un 11,4% en los ingresos de los abonados agravado por una caída de casi el 46% en la publicidad, sólo superada por el desplome de la publicidad digital gestionada por Prisacom, un 48,7% menos que en 2008 a pesar de que internet es el único mercado publicitario que resiste este año, según los datos del Internet Advertising Bureau. Pero la publicidad de El País y Los 40 Principales ya no depende de la división digital. Si se sumara la publicidad digital de ambos medios, la facturación de Prisacom aumentaría, aunque las cuentas de la empresa no facilitan estos datos.
Cuatro se recupera un poco de sus pérdidas operativas, que bajan de 53,5 millones en los tres primeros trimestres de 2008 a 31,2 millones este año pese a no aumentar su audiencia respecto al año pasado. Una cuota de pantalla del 7,4%. Sólo el cierre de Localia frena el deterioro de los resultados del área audiovisual.
Los diarios siguen perdiendo ingresos por difusión (-8,2%), a pesar del aumento de precio de El País, que no compensa el descenso de un 10,5% en la venta de ejemplares, y de publicidad (27,7%). El País es el principal perjudicado al caer su ebitda un 46% y reducir su margen de rentabilidad del 16 al 11,4%. La situación se agrava especialmente los domingos, con un descenso de difusión del 13% y una facturación a la baja pese a las promociones y el relanzamiento de El País Semanal.
La radio es el mercado que mejor resiste la crisis publicitaria del grupo, con un descenso del 12,4% y con un crecimiento importante en las ventas de música para superar los 24 millones de euros, un 17% más que en 2008.
Pero estas cuentas aún no reflejan la venta del 25% de Santillana, la del 35% de la portuguesa Media Capital o la de un 5% de las acciones de Prisa a varios socios estratégicos, como tampoco la entrada de Prisa en la televisión hispana norteamericana V-me.
El ajuste de costes sigue y la compañía ha ahorrado un 15,4% de sus gastos de explotación, de 1.922 millones de euros, y un 5,9% en los gastos de personal.

Para Soitu.es

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada