Friday, December 11, 2009

El PP rechaza leyes especiales para internet

El Partido Popular se opondrá a la reforma legal para desconectar webs sin orden judicial. Esteban González Pons, responsable de Comunicación del PP, cree que el gobierno cambiará la propuesta de convertir al Ministerio de Cultura en policía de internet antes de que llegue al Congreso, pero si la mantiene su partido se opondrá, incluso si tienen que recurrir al Tribunal Constitucional.
Es el compromiso del PP a las demandas de los internautas agrupados por el manifiesto en defensa de internet expresado por sus responsables en la reunión que mantuvimos ayer. González Pons, José María Lassalle (portavoz de cultura del partido) y Carlos Floriano, acompañados de dos asesores de Mariano Rajoy afirmaron su convicción de que "no deben existir leyes especiales para internet".
Reconocen que la Red es un nuevo espacio público cuyas leyes deben ser las mismas que las de la calle y por tanto los dirigentes del PP rechazan también una reforma para judicializar la Comisión de Propiedad Intelectual del Ministerio de Cultura. "Creemos que la red debe ser un derecho fundamental, como el acceso a la banda ancha", reiteró Pons.
El PP propone un debate en profundidad de la propiedad intelectual para garantizar los derechos de los autores sin restringir libertades, más apoyo a la industria de los contenidos y del software española y más medios para los policías y jueces "porque en internet la fragata la llevan los piratas".
El PP ondeó la bandera de internet. Pero las declaraciones de sus dirigentes expresan las contradicciones de un partido que ha votado a favor del restrictivo paquete telecom en Europa, con gobiernos autonómicos que no apoyan las medidas ni libertades de acceso a la información de los ciudadanos, y sin que hayan presentado en el Parlamento propuestas en este sentido, con la excepción de su rechazo al canon digital después de la aprobación de la reforma de la ley de propiedad intelectual en el año 2006.
Al PP le preocupa más el futuro de la prensa de pago y de las editoriales que el de la música o el cine. Los populares están cerca de las reivindicaciones de los editores de prensa y de las televisiones para reforzar su control de los contenidos. Lassalle y Pons expresaron su preocupación por "el futuro de la prensa de pago, imprescindible para la democracia" y por los derechos de los editores y la evolución del libro electrónico. También por las patentes de software español, sin contemplar el software libre.
"Libertad y propiedad son dos conceptos claves para un partido de centroderecha como el nuestro", afirman. Pero el partido no tiene propuestas elaboradas sobre el futuro de esos derechos. Los representantes del manifiesto reclamamos la ampliación del dominio público, la adopción de las licencias flexibles y el copyleft en la legislación española, libertad para que los creadores elijan cómo y quién representa sus derechos, y un apoyo explícito al derecho de acceso de los ciudadanos a la información pública.
El debate está abierto. El PP ha actualizado sus propuestas en nuevas tecnologías desde el programa electoral de las elecciones europeas pasadas. Propone una carta europea de derechos de los usuarios que podría aproximarse al documento propuesto por varias organizaciones para la presidencia europea española, incluye su rechazo a la privación de acceso a internet sin garantía judicial y su oposición a la disposición final de la ley de economía sostenible. Ahora falta escuchar al partido llevar esas promesas a la práctica, en el Parlamento y en sus gobiernos y cámaras autonómicas.
Los contactos con los partidos de los representantes del manifiesto prosiguen. Casi todos están convencidos de que el gobierno cambiará su propuesta antes de llegar al Parlamento. La comisión interministerial de propiedad intelectual ha acabado sus trabajos y ha enviado su propuesta a los ministerios, aunque todavía no se ha hecho pública.

Otras crónicas de la reunión: Microsiervos, Enrique Dans

4 comments:

  1. Estimado, vaya uno a saber por qué, sigo desde hace un tiempo largo este blog.
    Vivimos en las antipodas, y quizas ese opuesto no se quede solo en el lugar de residencia.
    Creo que sos un asalariado de la voz del interior de cordoba, ya que has ensalsado lo que no es mas que un medio retrogrado y conservador como pocos en el mundo.
    Defensor del genocida menendez y sobre todo destructor de cualquier elemnto que persiga la democracia de la información.
    Como es lógico a pesar de la careteada del cambio de formato que tanto defendes y quizas tanto rédito te dio, sigue siendo un medio, la voz del interior, profundametne reaccionario, antitecnologico.
    Para muestra este articulo, de millares, que publico en tapa: http://www.lavoz.com.ar/nota.asp?nota_id=575071

    ReplyDelete
  2. "el futuro de la prensa de pago, imprescindible para la democracia"

    ¿Querrán subvencionarla? Eso ya se ha visto que tiene réditos políticos. Mientras, los diarios en la web ni suelen tener publicidad institucional (por qué no acabar con ella también?) ni subvenciones para salvarlos. Las webs de las entidades gestoras de derechos y afines, en cambio, no encuentran dificultad en financiarse sus proyectos.

    ReplyDelete
  3. Diría mi abuela: "¡Quién te ha visto y quién te ve!"

    ReplyDelete
  4. Creo que estamos dedicando mucho tiempo a proteger los derechos de las personas en Internet y eso está bien, pero nos olvidamos de que la mayoría de la población está en los medios tradiconales (TV y radio). La ciudadanía tiene derecho a fundar y desarrollar sus propias radios y teles sin ánimo de lucro y a que el Estado proteja y garantice este derecho. Hay una camapaña ahora que reivindica este derecho: http://medioscomunitarios.net/derechoacomunicar

    ReplyDelete