Monday, April 26, 2010

¿Pueden los diarios subir el precio los domingos?

2,50 euros. Es el nuevo precio de El País los domingos. Otro aumento desde que en marzo del año pasado el periódico de Prisa pasó a costar 1,20 euros los días laborables.
Como entonces es otro intento de sostener los ingresos y contrarrestar la debilidad publicitaria igual a la puesta en marcha por otros grandes diarios de todo el mundo.
¿Es una estrategia adecuada?
La difusión de los diarios continúa bajando. En marzo pasado El País perdió un 7% de su difusión (385.62 ejemplares), El Mundo cayó un 13% (287.871) y ABC descendió un 3,76% (260.021). Sólo Público continúo creciendo hasta los 82.294 ejemplares.
La caída fue peor los domingos: El País perdió casi un 8% (624.24 ejemplares), El Mundo un 20% (350.947) y ABC se dejó un 22% de su difusión (279.882) el día de mayor venta. Público se situó en 115.000 ejemplares.
Los diarios han perdido su vieja fortaleza de casi duplicar la venta los domingos. Y con esa pérdida cae la audiencia y la facturación en el día más importante de la semana, cuando los dominicales y el esfuerzo promocional que todos realizan multiplica los costes.

¿Es momento de aumentar el precio o de reducir costes y ajustar la oferta dominical?
Según el último EGM, los suplementos dominicales perdieron audiencia (8,1 millones de lectores) hasta casi la mitad de la audiencia de los diarios (15,3 millones).
Cada día se leen menos, pero siguen siendo el único soporte publicitario de los diarios para cierta publicidad de consumo.
Y el tiempo dedicado a la lectura continúa bajando, también los domingos. Los periódicos están obligados a preguntarse de nuevo la auténtica rentabilidad e interés de su oferta dominical.
El País vendía 732.000 ejemplares los domingos en 2008, con casi 110.000 ejemplares menos, cabe preguntarse si aumentar unos céntimos el precio compensa o lo que debe revisarse es la oferta informativa, de producto y promocional del domingo.
La demanda de los diarios es bastante inelástica, pero en un entorno de caídas continuas de difusión, volver a aumentar el precio no parece lo más adecuado a largo plazo. Ni con la la renovada confianza de los medios en sus ingresos de pago debido a la caída del mercado publicitario.
A pesar de la ventaja respecto a sus seguidores, el peligro de los aumentos de precio -aunque acompañen a la inflación- es agudizar la pérdida de difusión y perder relevancia en el mercado de la influencia.
La desaparición de los grandes diarios como generadores de agenda y opinión pública en el día de mayor audiencia y lectura.

8 comments:

  1. PRnoticias El Mundo (-14%) y El País (-11%) compiten por ver quién pierde menos 23.04.2010

    Creo que son mucho más fiables/creíbles los datos de venta en Kiosco que los de la difusión, pues los primeros reflejan el interés real por el producto.

    En todo caso, creo que lo correcto es ofrecer los dos datos: venta al número y difusión.

    Ahora la banderilla: ¿El País piensa en mejorar la calidad de sus contenidos al subir el precio? Si sucede como antaño -en todos los medios-, subida de precio y disminución de la calidad se irá reduciendo el número de lectores, y más con la crisis. Hoy en día es más cómodo y barato echar un vistazo por Internet, salvo para la gente mayor. Vamos, si en la Facultad de Periodismo de la UAB apenas se ven estudiantes con periódicos!!! (reportaje de TV3 en 30 minuts).

    La de ellos que llevo dando la lata con la degradación de la calidad de los contenidos sin que ningún medio reaccione ante ello, remedando lo que sucede en otros procesos de fabricación: lavadoras, frigoríficos... de peor calidad año a año, con los componentes fabricados en China al menor costo posible.

    ReplyDelete
  2. Lo que es absurdo que suban el precio del papel al tiempo que los contenidos están gratis en la web. Está claro qué van a hacer los lectores. ¿Qué tal hacer que EPS, al menos, sea de pago también en la web?

    ReplyDelete
  3. visita mi revista http://magazinezero.blogspot.com/

    ReplyDelete
  4. Javier Angosto5/02/2010 4:54 PM

    Lo curioso del caso es que el domingo pasado esgrimían que subían el precio para aumentar y mejorar los contenidos. Pues bien: ni había nuevas secciones ni variaban los contenidos.
    Si cualquier producto aumentara el coste de venta esgrimiendo los mismos argumentos pero sin cumplir lo anunciado, consideraríamos que estaban estafando al consumidor, ¿no?
    Yo, desde luego, este domingo ya no lo he comprado. Y por cierto, ya me gustaría que mi sueldo aumentara en la misma proporción.

    ReplyDelete
  5. Entiendo que saben el incremento que representa esta subida de 30 céntimos . Es nada más y nada menos que un 14% de subida. Estamos locos? Que pretenden ? Que nuevos contenidos provocan este incremento? Piensan que con el regalo de una película hacen que la gente se acostumbre al nuevo precio?

    ReplyDelete
  6. Lo de hacer buen periodismo como que no, no? Todo es dinero, perdidas, difusión... Pues asi hasta que se queden sin lectores.

    ReplyDelete
  7. La estrategia de la cosecha de Porter (aumentar precios, disminuir la calidad y destruir la posición de mercado) claramente no aplica en el contexto actual. Es un recurso de final de juego que los gerentes de la industria editorial deberían evitar. De hecho, es tiempo de invertir en calidad periodística, producto y experimentación radical: es lo que necesitamos para sostener el negocio y la relevancia social de los medios.

    ReplyDelete
  8. yo creo que para que vas a salir de compras un domingo y asi con eso consiguen que la poca gente que va gaste(entrad en un blog llamado chisteva.blogspot.com)

    ReplyDelete