Monday, August 06, 2012

Otra guerra del fútbol


Vuelve la Liga y la guerra del fútbol. Mediapro y Prisa chocan de nuevo por los millonarios derechos de unos clubes que adeudan más de 4.000 millones de euros, 800 de euros al Estado. Pero nadie corre para cobrar ese abuso pese a la crisis y a los recortes que sufren ciudadanos y servicios públicos. La guerra del fútbol es una parábola de la burbuja económica y de parte de los defectos de nuestra economía.

El origen de las guerras del fútbol está en dos mercados desequilibrados y mal regulados: el de la televisión y los derechos de los clubes. Las recomendaciones de la Comisión Nacional de la Competencia o de la Comisión Europea para equilibrar el cobro de derechos entre los grandes clubes (Real Madrid y Barcelona) y el resto, la liberalización de la emisión de partidos en abierto o de pago sin la obligación de interés general de la interesada ley Cascos, la falta de un mercado único europeo de contenidos sin fronteras nacionales y el dominio de Prisa en la televisión de pago, atacado por Mediapro con su puja por los derechos y el lanzamiento de la TDT de pago son los ingredientes de una pelea trufada de intereses económicos y políticos.

Ahora que la burbuja económica ha estallado, como la de la TDT, cuando la falta de dinero público quiebra las bastardas relaciones entre políticos y clubes es hora de acabar con los abusos. ¿Para cuándo una comercialización solidaria entre clubes con paquetes de partidos para diferentes canales –televisiones, internet, móviles-, con limitación temporal y precios de mercado? Con las autonómicas en quiebra y acuciadas por los recortes y el duopolio de Telecinco y Antena 3, la puja se reduce al pago si no se rebajan unos derechos que las sucesivas pugnas han encarecido por encima de las posibilidades del mercado.

El eterno retorno de la guerra del fútbol no perjudica sólo a los aficionados, pendientes hasta el último día del calendario y los horarios, en duda de a qué canal abonarse para disfrutar de su deporte favorito. La sufrimos todos, por las deudas que los mimados clubes no pagan y los abusos de los dueños de la televisión.

Columna en medios de Vocento

8 comments:

  1. https://twitter.com/Banyan_Vines/status/232070426887585792

    ReplyDelete
  2. after I read your article I was very interested and it was very helpful for me , I wait for your next other article ,thanks.

    togel singapura

    ReplyDelete
  3. Tu voto no cuenta; tu tuiteo, sí. La democracia se vive en tiempo real, directa, sin filtros ni más reglas que la opinión a golpe de teclado. 140 caracteres para controlar al poder.
    Política instantánea desde el móvil y el ordenador. Los viejos poderes –partidos, políticos, medios de comunicación- han sufrido la semana pasada el control ciudadano desde los nuevos espacios públicos creados por las herramientas digitales. Ahora están obligados a estar atentos.
    La partitocracia y los poderes oyen la voz ciudadana con tanta inmediatez y fuerza que resulta difícil no hacer caso. La política está en las redes, y con ella crece el poder de una pequeña élite digital con influencia en el resto de los usuarios.

    bursatogel

    ReplyDelete
  4. Las redes sociales son multitarea. Sirven para distintos propósitos. Ganan terreno al correo electrónico –cada vez más para comunicaciones formales- y los blogs, donde los más jóvenes reducen su participación, y concentran la publicación de fotos y vídeos. Su especialización avanza. Tuenti es la preferida entre los jóvenes, de 16 a 25 años, sólo superada por Messenger para el chat. Facebook es la que más ha crecido en el último año, un 64%. Reúne a ocho millones de personas algo más mayores que la visitan dos veces al día. Y en Twitter compartir información y noticias es el motor de la participación.

    Facebook nació hace seis años en Harvard para conectar a universitarios. Una red elitista y por invitación. Entonces lo más cool era MySpace, donde los músicos colgaban sus canciones para esquivar a las discográficas y darse a conocer. Facebook es pulcra y ordenada. Controla su diseño para evitar la explosión grunge de MySpace, donde hay más libertad para cambiar colores, fondos y vestir la personalidad. Pero esa era del graffiti en las redes sociales era demasiado para la herramienta inventada por Mark Zuckerberg, cuyos únicos héroes de garaje son Bill Gates y Steve Jobs, genios de Microsoft y Apple.

    togel singapore

    ReplyDelete
  5. I really liked your blog is created, you create a blog which is very useful for all readers
    domino qiu qiu

    ReplyDelete
  6. to your website I like and there is no comment for a great site like this
    dewa poker

    ReplyDelete
  7. I think your website is very interesting and thank you for your website
    sanadomino

    ReplyDelete